Domingo, 21 de Julio de 2019 2:15 p.m.

Redes Sociales

Acosta manifiesta su desacuerdo con la desaladora de Rosarito; es negocio de Kiko

Compartir:

Rosarito, Baja California. abril 14.- Luego de unos recorridos por mercados sobre ruedas de las colonias Lucio Blanco, y Constitución, en este municipio, el candidato del PRI a gobernador, Enrique Acosta Fregoso dijo que está del lado de los que menos tienen, los que son su prioridad. “Los ricos no necesitan del gobierno sino garantías de estabilidad política, económica y de seguridad pública, pero quienes sufren más por problemas en esos temas son los que carecen de lo indispensable para sobrevivir, y en ellos enfoco mi campaña”, precisó. Enrique Acosta consideró que, mientras los ricos tienen todo, el gobierno debe accionarse a favor de quienes más lo necesitan, sobre todo, indicó, “recuperar lo que el gobierno federal les ha quitado”, como son las guarderías, los comedores comunitarios, el Seguro Popular, que lo han desaparecido, y apoyos a las OSC’s. Después de ser electo el 2 de junio, su compromiso es dar fuerte impulso al emprendedurismo, a que todos los que no tienen un sustento base, o incluso, hasta los asalariados y/o sus familias, tengan la oportunidad y facilidades de poner un pequeño negocio, y después, apoyarlos para que crezcan. Parte de esas inquietudes compartieron locatarios de mercados sobre ruedas con el candidato del PRI a la gubernatura de Baja California, y también le manifestaron que ya están hartos de los malos gobiernos panistas, así como hay ya un desencanto contra Morena. El desencanto con Morena es porque su abanderado, en pocos meses, ha brincado de Senador a Súper Delegado, y ahora a candidato a gobernador, mientras que Enrique Acosta ha concluido siempre los periodos de los cargos públicos en los que ha estado. “Contra Morena escuché, entre otras protestas, rechazos contra el “chapulineo”; mientras que las molestias contra el PAN son por la inseguridad, y la corrupción, y aquí, en Rosarito, por la desaladora, porque no la ven como algo bueno, sino como un negocio de “Kiko” Vega”, explicó el abanderado priista a la gubernatura del estado. Por todo lo anterior, agradeció el buen recibimiento de los rosaritenses, a su persona, a sus propuestas y a su partido; y les dejó el mensaje de que confíen en él, porque es un hombre que ha vivido la política desde abajo y se entiende con quienes menos tienen, porque de cuna humilde es su origen, y sus principios, revolucionarios. “Los otros son los ricos, que tienen todo y quieren más, y eso es lo que quiere Jaime Bonilla, de Morena, con esos se junta; pero nosotros, con los que menos tienen”, recalcó.