Viernes, 15 de Febrero de 2019 1:48 p.m.

Redes Sociales

Se compromete gobierno federal con gratuidad en educación superior

Compartir:

El secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma, afirmó que el Programa de Becas “Benito Juárez” para la Educación Media Superior, que tiene como propósito garantizar que los jóvenes permanezcan y concluyan su educación preparatoria, beneficiará a 4.1 millones de estudiantes. Al acompañar al presidente Andrés Manuel López Obrador a la entrega de becas en Tejupilco, el funcionario federal señaló que el reto para que todos los jóvenes estudien es grande, ya que muchos abandonan la escuela y 30 por ciento de quien ingresa no concluye sus estudios. En este pueblo donde convergen los pueblos otomí, tolteca, matlatzinca, tarasco y mexica, añadió que en un inédito esfuerzo, el gobierno de la Cuarta Transformación decidió instrumentar una política sin precedentes, con una inversión de más de 17 mil millones de pesos para garantizar el derecho que tienen los jóvenes de recibir educación. En el evento, al que también asistió la coordinadora nacional de Becas de Bienestar, Leticia Ánimas Vargas, abundó que la beca “Benito Juárez” es universal y la recibirán todos los estudiantes inscritos en escuelas públicas de educación media superior en el país, que recibirán de manera directa mil 600 pesos bimestrales. Moctezuma Barragán destacó la importancia del programa ya que el abandono escolar se ha convertido en un serio problema que se debe principalmente a factores económicos, personales, de aprendizaje, relación con los maestros, así como a la falta de una adecuada orientación vocacional, entre otros. Ante cientos de ciudadanos mexiquenses y estudiantes de diferentes planteles educativos que se encontraban en el lugar, el titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP) señaló que en México hay 37 millones de personas entre los 12 y 29 años que representan 31 por ciento de la población total. En tanto, el subsecretario de Educación Superior de la SEP, Luciano Concheiro Bórquez, afirmó que el gobierno federal está comprometido con la gratuidad y obligatoriedad de la educación superior para los mexicanos. Indicó que de acuerdo con la ley, la autoridad educativa cumplirá con el mandato de gradualidad, en cuanto a gratuidad y obligatoriedad se refiere, sin embargo, “nos proponemos cumplir este aspecto e irlo construyendo, pero representa efectivamente una política que no puede ser de gobierno, sino de Estado”. El funcionario de la Secretaría de Educación Pública (SEP) afirmó lo anterior en el marco de las audiencias públicas en materia de reforma educativa que se llevan a cabo en la Cámara de Diputados. En este contexto, Luciano Concheiro aseguró que en materia educativa, los normalistas y el magisterio es un tema central en la integración en la educación media. En la audiencia, el secretario general Federación de Instituciones Mexicanas Particulares de Educación Superior, Rodrigo Guerra Botello, opinó que lo más importante de la iniciativa de reforma educativa, es que se asegure que la gratuidad llegue a aquellos mexicanos que tengan realmente una necesidad económica. Por su parte, el presidente de la Asociación Nacional de Universidades Politécnicas, Leonardo Germán Gandarilla, expuso que las universidades tecnológicas deberían ser una prioridad y ser tratadas con equidad en materia de presupuesto. Recordó que este 2019 se otorgaron, por alumno, nueve mil 200 pesos, lo que implica una reducción considerable en comparación con el año pasado, por lo que expuso que “no es posible que con esa cantidad nos comprometamos y tengamos los resultados planeados”. Leonardo Germán detalló que las universidades politécnicas actualmente buscan que se les retribuyan 300 millones de pesos, a través de la Coordinación General de Universidades Tecnológicas y Politécnicas. “Para atender con calidad y atender la inclusión, tiene que ser con equidad”, expuso, al destacar que 76 por ciento de estas universidades se encuentran en municipios marginados. Refirió que las universidades politécnicas tienen más de 102 mil estudiantes en 26 entidades federativas, a través de 62 universidades politécnicas y que junto con las universidades tecnológicas atienden a una cantidad superior a los 350 mil alumnos en el ciclo escolar 2018-2019.