Sábado, 18 de Septiembre de 2021 10:09 p.m.

Redes Sociales

Tijuana ajustó gasto por retraso de recursos públicos del gobierno de BC

Compartir:

Por Oscar Tafoya El gobierno municipal de Tijuana tuvo que hacer un mejor uso del gasto por la volatilidad en la entrega de las Participaciones Federales que tenía que transferirle Jaime Bonilla durante 2020, advirtió la agencia Fitch Ratings. En su más reciente reporte en junio, la firma dio a conocer que la administración “implementó un estricto control del gasto relacionado principalmente con la volatilidad en la entrega de Participaciones”. (3 mil 295.3 millones de pesos llegaron en total a Tijuana durante 2020). Tras el hecho, la firma calificadora aseveró que “la capacidad de ajuste del gasto de Tijuana es limitada debido a que la estructura del gasto operativo es abultada mientras que el gasto de capital es bajo. Además, las necesidades de inversión son financiadas generalmente a través de transferencias de capital nacionales y deuda”. Cabe recordar que la Secretaría de Hacienda y Crédito Público transfiere mensualmente las Participaciones Federales al gobierno del Estado de Baja California y este, a su vez, tiene la obligación de distribuirlas entre los municipios, que como se documenta se dieron atrasos en el pago de los recursos de libre disposición Tras esto, Fitch señaló que la posición de liquidez del municipio es limitada. “En 2020, la caja disminuyó 13.6% respecto a 2019, totalizando 536.2 millones de pesos, la cual cubre menos de 1.0 vez (x) el pasivo circulante no bancario”. Cabe mencionar que el gobierno de Tijuana estaría por aprobar que el gobierno de Jaime Bonilla le retenga cerca de 400 millones de pesos para este ejercicio de 2021, por lo que las presiones en el gasto serán fuertes para el municipio.