Lunes, 2 de Agosto de 2021 1:03 a.m.

Redes Sociales

La reapertura de California impulsa el crecimiento del empleo

Compartir:

Por Margot Roosevelt Los Ángeles, California, junio 22 (LATIMES).- California ha agregado empleos a un ritmo tórrido desde principios de año, pero la economía del estado tiene un largo camino por recorrer antes de que recupere su prosperidad anterior a la pandemia. Mayo fue el cuarto mes en el que las nóminas del Estado Dorado aumentaron en más de 100.000 puestos, una tasa posterior a una recesión más rápida que en cualquier recuperación anterior. El empleo creció en 16.35 millones de puestos de trabajo, pero solo el 51.8% de los 2.7 millones perdidos en marzo y abril de 2020 habían regresado el mes pasado, informaron funcionarios estatales el viernes. “Es probable que aún falten varios años para una recuperación total del mercado laboral de California de esta pandemia”, indicó Scott Anderson, economista del Bank of the West en San Francisco. “Incluso con un mayor crecimiento del empleo, la entidad no ha podido cerrar la enorme brecha de desempleo con el país”. La tasa de desempleo del Estado Dorado cayó levemente el mes pasado, a 7.9% desde un 8% identificado en abril. Fue una gran mejora desde un máximo del 16% en abril de 2020, pero ese índice fue considerablemente más alto que la tasa prepandémica del 4.3% en febrero de 2020. El desempleo en Los Ángeles, que aún sufre la pérdida del turismo internacional y la lenta recuperación de los empleos en la industria del entretenimiento, se estancó en 11.1% en mayo, igual que en abril. A nivel nacional, el desempleo se situó en 5.8% en mayo y Estados Unidos recuperó el 66% de los empleos que perdió durante la pandemia. Aún así, muchos economistas son optimistas de que, con la expansión de las vacunaciones y la eliminación de las restricciones en las empresas de California esta semana, el mercado laboral se acelerará. “Estamos emergiendo del flagelo del COVID-19”, señaló Lynn Reaser, economista de la Universidad Point Loma Nazarene en San Diego. “Con la economía de la entidad completamente abierta el 15 de junio, las posibilidades de empleo para el resto del año son muy sólidas”. Flower Duet, una empresa de diseño floral en Torrance, se montó en la economía ambivalente de la pandemia y ahora está preparada para el regreso de su negocio de eventos, actividad que alguna vez fue próspera. Cuando ocurrió la pandemia, “tuvimos que tirar flores que sumaban en total miles de dólares”, recordó Casey Schwartz, copropietaria de la empresa con su hermana Kit Wertz. Las hermanas se habían estado preparando para decorar unas 70 bodas y 60 eventos corporativos en 2020. Casi todos fueron cancelados. Pero Wertz y Schwartz evolucionaron. Sus talleres de arreglos florales en persona habían atraído anteriormente a unas 240 personas al año. Los expandieron en línea y más de 2.000 personas se inscribieron durante el último año. El mes pasado, los hoteles y otros lugares aún tenían que dar la bienvenida a los eventos. Pero esta semana, las hermanas estaban ocupadas arreglando flores para una gran boda. “La gente tiene hambre de celebrar estar viva”, señaló Schwartz. En mayo, la industria del ocio y hotelería de California sumó la mayor cantidad de trabajadores (62.300) con ganancias en restaurantes, bares y hoteles, así como en negocios de entretenimiento y recreación. Pero el sector más afectado todavía ha perdido más de 517.000 puestos de trabajo en nómina desde que golpeó la pandemia. Los servicios de educación y salud agregaron 16.500 trabajadores. El sector de información ganó 11.200 puestos de trabajo, principalmente en empresas de grabación de sonido y películas. La construcción perdió 1.600 puestos de trabajo, más que cualquier otro sector, principalmente por pérdidas en la edificación comercial. Pero los precios de la madera, la falta de terrenos edificables y la escasez de mano de obra también podrían estar afectando las nóminas residenciales, señaló Anderson. A nivel regional, la economía rica en tecnología del norte de California siguió eclipsando al resto del estado. El desempleo en mayo fue de 4.6% en el condado de San Mateo, 4.7% en Santa Clara y 5.1% en San Francisco. El desempleo estaba en 5.9% en Orange, 7.2% en Riverside y 7.3% en San Bernardino. Aproximadamente el 48% de los residentes de la entidad están completamente vacunados. Después de caer en la primavera, las tasas de inoculación han aumentado con la distribución ampliada en vecindarios y por el programa “Vax for the Win” del gobernador Gavin Newsom, que ofrece dinero en efectivo, vacaciones y boletos para eventos a los recién inmunizados. Se espera que la eliminación de muchas restricciones relacionadas con el COVID, sobre el distanciamiento físico y la capacidad en las empresas, así como las nuevas reglas que permiten a los trabajadores y clientes vacunados salir sin un cubrebocas, impulsen aún más la economía. “Se siente como un paso gigante hacia el regreso a la normalidad”, comentó Lee Braun, director ejecutivo de Perspire Sauna Studio, una empresa de franquicias de Orange. “Permite que nuestros invitados y miembros del equipo se vean las caras entre sí para comunicarse con mayor claridad”. Perspire se había cerrado durante dos meses en marzo de 2020, despidiendo a 35 empleados en cuatro ubicaciones de Orange. “Fue una época oscura”, admitió Braun. Pero una vez que reabrieron, con el COVID-19 aún extendiéndose, el negocio de saunas floreció. “La salud y el bienestar han estado al frente y al centro”, indicó. “Es lo que la gente todavía está buscando”. Lee Braun, director ejecutivo de Perspire Sauna Studio, señala que algo de normalidad ha regresado al negocio ya que California ha eliminado las restricciones pandémicas. El mes pasado, los ingresos de los estudios de Perspire en California aumentaron un 64% desde su nivel anterior a la pandemia y las nóminas aumentaron a 52. Desde principios de mayo, la compañía ha firmado una docena de nuevas franquicias en todo el país. “No veo que eso disminuya”, comentó Braun. Aún así, muchas pequeñas empresas han cerrado y, en general, los ingresos de las pequeñas compañías han bajado un 28.7% desde el inicio de la pandemia. “La economía de las pequeñas compañías sigue diezmada”, señaló Michael Bernick, ex director del Departamento de Desarrollo del Empleo del estado. “No ha habido una mejora significativa desde principios de 2021”. Un indicio de que la recuperación de California aún se está retrasando se produjo cuando la entidad informó esta semana un aumento en los trabajadores que solicitaron beneficios de desempleo por primera vez. Los 68.600 nuevos reclamantes de la semana pasada representaron más del 17% de las solicitudes presentadas en Estados Unidos, aunque el estado constituye el 11.7% de la fuerza laboral civil del país. Eso se compara con unos 44.000 por semana en los dos meses anteriores a la pandemia. Mientras las empresas buscan recuperar trabajadores, los economistas de UCLA advirtieron en un pronóstico de este mes que la recuperación será más desigual que en recesiones anteriores, dada la forma abrupta y drástica en que se devastó la economía. Las ofertas de trabajo en la entidad han vuelto a niveles prepandémicos, según Opportunity Insights, un grupo de investigación de la Universidad de Harvard. Aún así, 1.49 millones de californianos fueron contados como desempleados el mes pasado. El seguro de desempleo estatal, junto con un suplemento semanal federal de $300, ha permitido a muchos californianos con problemas de salud persistentes y responsabilidades de cuidado infantil retrasar su reincorporación a la fuerza laboral. “Habrá un período de ajuste”, indicó Mary López, economista de Occidental College. “Algunos trabajadores todavía están lidiando con problemas de cuidado infantil, otros han decidido cambiar de ámbito laboral”. “Si los empleadores quieren atraer trabajadores, deben proporcionar arreglos laborales flexibles y salarios más altos”. Con la pandemia menguando, los californianos que reciben beneficios por desempleo tendrán que demostrar el próximo mes que están buscando trabajo, un requisito que la entidad eximió el año pasado cuando el COVID-19 mantuvo a las personas en interiores. Los datos de empleo de mayo se basan en dos encuestas federales realizadas en la segunda semana del mes. Las cifras de las nóminas se basan en una encuesta de 80.000 empresas de California. La tasa de desempleo proviene de una encuesta separada realizada a 5.100 hogares.