Sábado, 18 de Septiembre de 2021 10:15 p.m.

Redes Sociales

San Diego aprueba plan para crear más viviendas para personas con ingresos bajos

Compartir:

Por Deborah Sullivan Brennan San Diego, California, septiembre 3 (San Diego Union-Tribune).- Mientras la crisis de la vivienda aumenta los precios de las casas, los funcionarios del condado de San Diego aprobaron un plan que esperan que impulse los esfuerzos para construir viviendas para los sandieguinos de ingresos bajos y medios. El martes, la Junta de Supervisores del Condado de San Diego aprobó por unanimidad una medida presentada por las supervisoras Terra Lawson-Remer y Nora Vargas que promueve la “equidad, sostenibilidad y asequibilidad de la vivienda para todos”. “La región de San Diego se enfrenta a una grave crisis de la vivienda”, decía la carta de la junta. “Los precios de la vivienda han superado con creces la inflación y el crecimiento de los salarios en las últimas décadas, haciendo que los alquileres y los precios de las casas estén fuera del alcance de muchos residentes, obligando a los hogares a hacer serias concesiones para vivir en la región, y contribuyendo a un aumento histórico de personas sin hogar”. La región carece de 88 400 unidades, aproximadamente el 7 por ciento del parque regional de viviendas, según el informe. Los mayores déficits se dan en las viviendas de renta baja y media, que los supervisores denominaron vivienda equitativa. Entre los residentes de esta categoría se encuentran las familias de clase media y trabajadora, los adultos mayores, los estudiantes universitarios, las familias monoparentales y los trabajadores de la educación y la sanidad. Los precios de los alquileres han subido tanto que una persona que trabaje con el salario mínimo tendría que trabajar 125 horas a la semana para poder pagar el alquiler actual, dijo Lawson-Remer. Mientras tanto, la compra de una vivienda es inalcanzable para muchas familias. “Ser propietario de una vivienda está cada vez más fuera de nuestro alcance”, dijo, y añadió que el porcentaje de personas que pueden permitirse comprar una casa está en el punto más bajo en décadas. El plan pretende cerrar esa brecha, dijo, “construyendo el tipo de vivienda adecuado que los habitantes de San Diego de clase trabajadora puedan permitirse, y construyéndola en los lugares adecuados” para evitar que se agrave la crisis climática con más emisiones de gases de efecto invernadero o el empeoramiento de los incendios forestales. La medida pide al director administrativo del condado que evalúe las opciones de vivienda equitativa y que contrate a consultores en materia de vivienda para ello. Pide al director del departamento de Servicios Generales que realice una evaluación del mercado inmobiliario de Sorrento Valley este y oeste “para documentar las tendencias generales del mercado y las condiciones para una posible adquisición y reurbanización futura a lo largo del corredor de tránsito”, señala la carta. El supervisor Jim Desmond añadió que la evaluación debería incluir también la zona de Buena Creek en Vista, que, según dijo, incluye una parada de Sprinter y encajaría en el objetivo de la junta de fomentar la vivienda en los corredores de tránsito. También ordena al director administrativo que elabore un plan de divulgación de las partes interesadas que podría incluir a personas relacionadas con el negocio inmobiliario y de la vivienda, funcionarios locales, grupos ecologistas, trabajadores y personas con ingresos bajos y moderados. Autoriza alrededor de un millón de dólares para este esfuerzo y pide al personal que presente un plan a los supervisores antes del 15 de diciembre.